USO DEL EQUIPO.

 
El polígrafo tiene muchos usos. A medida que se va descubriendo y reconociendo su utilidad, las personas, organizaciones y empresas serias, dependen cada vez más de él para resolver situaciones donde la veracidad de una persona es de vital importancia.
 
Generalmente se piensa en el Polígrafo como una herramienta que confirma la honestidad o culpabilidad de una persona. Sin embargo la mayor importancia del Polígrafo es la de ser el mejor, más rápido y confiable, instrumento exonerador para las personas que son honestas.
 
Estamos en el tercer milenio y en la actualidad el Polígrafo se está utilizando mundialmente. Tenemos conocimiento de que en estos momentos el Polígrafo es empleado en 68 países del mundo y 16 de estos son países de América Latina. Algunos de sus principales usos son la selección de personal, comprobaciones de lealtad, pruebas de confiabilidad, investigaciones internas e investigaciones criminales.
 
Actualmente también puede usarse como prueba en otros países como Japón, Sur África e Israel. En algunos países de América Latina el Polígrafo es utilizado como prueba judicial, tal es el caso de Guatemala y Panamá. En Estados Unidos el Polígrafo se admite como prueba judicial bajo estipulación, es decir mediante acuerdo entre el fiscal y el defensor, tal es el caso de los siguientes condados: Arizona, Arkansas, California, Delaware, Florida, Georgia, Idaho, Indiana, Iowa, Kansas, Nevada, New Yersey, North Carolina, Ohio, Utah, Washington y Wyoming, y es admisible como prueba si el juez decide aceptarla.  En el estado de Nuevo México se admite plenamente como prueba judicial.